Home / el “Limón del Año” / Cuáles son los «Limones del 2020» y como protegerse legalmente de estos vehículos  

Cuáles son los «Limones del 2020» y como protegerse legalmente de estos vehículos  

Es posible que usted no esté al tanto de las leyes del limón. Son leyes estatales que requieren que un fabricante de automóviles proporcione restitución a los propietarios de automóviles que han sido considerados como un limón.

Entonces, ¿qué es un auto limón? La clasificación de limón se da a los automóviles que se han encontrado defectuosos, con problemas recurrentes que ocurren durante un corto período de tiempo.

«La mayoría de los estados consideran que un vehículo es un limón cuando ha estado fuera de servicio más de tres o cuatro veces», explicó Steve Lehto, un abogado de la ley de limón con sede en Michigan. Pero aquí hay una explicación más detallada:

En este caso podemos citar como limones del 2020 a los nuevos Ford Explorer y Lincoln Aviator, que han sido objeto de varios retiros e infinidad de quejas, incluso de Consumer Report.

Tanto el Ford Explorer del 2020 como el Lincoln Aviator del 2020 están a muy poco de entrar como limones en la lista de numerosos estados.

En años pasados, varios modelos de Fiat Chrysler y General Motor, entraron en diferentes listas de limones de varios estados. Varios modelos de Jeep han sido considerados limones, igual que algunos sedanes de la General Motors. Ford tuvo limones en ciertos de sus sedanes que ya están siendo descontinuados.

Pero para que entre en la lista oficial de limones deben de considerarse varias cosas.

Qué es un auto considerado limón?

Mientras que obtengamos una definición adecuada de exactamente qué es un limonero. ¿Qué califica a un auto como un limón?

De acuerdo con la mayoría de las leyes estatales, un automóvil limón debe caer en estas dos categorías:

El automóvil (u otros vehículos de motor) debe sufrir un defecto sustancial que esté cubierto por la garantía escrita del fabricante dentro de un cierto período de tiempo o antes de acumular un cierto número de millas.

El automóvil también debe sufrir el defecto de seguridad después de un número razonable de intentos de reparación. El número de intentos de reparación es flexible.

Existen diferentes leyes estatales de limón según el lugar donde viva, pero la gran mayoría de las protecciones de la ley estatal de limón solo se extienden a los nuevos modelos de automóviles.

Qué clases como un defecto sustancial pudiera tener un auto?

La ley define un «defecto sustancial» como un problema con el automóvil que está cubierto por la garantía, pero lo suficientemente significativo como para perjudicar sustancialmente el uso del automóvil, que también cubre el valor del producto y la seguridad.

Esto puede ser algo como frenos malos, mala dirección o un problema grave del motor. Los problemas superficiales, como los accesorios flojos, no se consideran defectos sustanciales.

Sin embargo, no siempre es fácil de definir. Algo aparentemente cosmético, como un mal trabajo de pintura, podría considerarse un defecto sustancial. Todo depende del estado en el que se encuentre y, caso por caso.

Otro factor importante a tener en cuenta es que todos los estados requieren que el defecto haya ocurrido dentro de un cierto período de tiempo desde la fecha o la compra, o dentro de un cierto número de millas registradas. De ninguna manera el daño o defecto puede ser autoinfligido tampoco.

Cuanto tiempo tiene el fabricante para un intento de reparación razonable?

Antes de que algo califique como un limón, se debe permitir al fabricante o distribuidor hacer una cantidad razonable de intentos para intentar solucionar el problema.

Para disfrutar de la protección del consumidor de una nueva ley de limones de automóviles, su vehículo debe cumplir uno de estos requisitos:

Si su automóvil sufre un defecto de seguridad muy grave, como frenos defectuosos o dirección peligrosa, y aún permanece sin reparar después de un intento de reparación, puede considerarse un limón.

Si el defecto no se considera un defecto de seguridad grave, debe quedar sin reparar después de tres o cuatro intentos de solucionar el problema. Esto se juzga de manera diferente estado por estado.

Por último, si su nuevo vehículo permanece un cierto número de días en el taller de reparación sin repararse adecuadamente, generalmente 30 días en un período de un año, esto puede considerarse un automóvil limón.

Los estados tienen leyes de limón para proteger sus derechos como consumidor, por lo que si cree que su automóvil podría ser un limón, vale la pena leerlo para ver qué tipo de posición legal tiene.

Qué pasa después de que un auto entra en categoría “Limon”?

Cuando se determina que un automóvil es un limón, el fabricante de automóviles debe reembolsar al propietario el pago inicial, todos los pagos mensuales, la tarifa de registro actual y cualquier saldo pendiente restante del préstamo del vehículo.

El vehículo se devuelve al fabricante, que luego marca el título como una recompra de la ley de limón.

Fuente: autowise

Check Also

Cuales son los vehículos que están de remate y donde se pueden comprar éstos a precio de super ganga

Esta semana hice un análisis de datos sobre los precios promedio de venta de automóviles …

Powered by